“Puntos”, “cielo azul” y “Fuga”

5 min read

Tres obras con el sello Kandinski

El arte y las matemáticas se entremezclan a la par e la obra de Vasili Kandinski. Este pintor ruso de fines del siglo XIX fue un gran pensador, matemático y estudioso de las líneas y las formas geométricas. Su visión particular de ellas hizo que se tradujeran en particulares obras de arte en donde las formas, la línea y el color se mezclan como si estuvieran suspendidas en un cosmos. Parte del caos aparente guarda una lógica subyacente que solo Kandinski puede explicar. Tres grandes obras “Puntos”, “Cielo azul” y “Fuga” nos muestran su estilo personal y su evolución dentro del mismo.

¿Por qué lo abstracto en la obra de Vasili Kandinski?

¿Por qué lo abstracto? Lejos del aparente sintetismo y abstracción de sus cuadros, que asemejan a complejos cálculos y formas geométricas, Vasili Kandinski sostuvo que el arte tan realista y representativo anulaba lo más arcaico e íntimo de la experiencia humana: las emociones. Casi como si de un sueño muy profundo, arquetípico y primitivo se tratara, su estudio del color y de la forma apuntaban a sintetizar, reflejar y simbolizar las emociones. Entonces sus cuadros parecen un collage de colores plenos, formas, líneas y movimientos conectados entre sí. Son cuadros abstractos pero que significan años y años de estudios de su autor. Vasili Kandinski alternaba entre realizar obras que realizaba luego de meses de estudio y otras libres a la improvisación del momento.

La Bauhaus

Kandinsky formó parte de la escuela de la Bauhaus. Esta escuela alemana fue creada en el año 1919 por Walter Gropius y fue una escuela que permitió la formación y la agrupación de cantidad de artistas de la época, formándolos en dibujo, cerámica, diseño, tipografía, arquitectura, etc….Fue una escuela de vanguardia que tuvo gran influencia en el desarrollo personal de la obra de Kandinsky y su paso del impresionismo al arte abstracto con el cual se hizo famoso. Nada era al azar en la obra de este artista, cada cuadro llevaba meses de planificación y estudio. Los cuadros “Puntos”, “cielo azul” y “Fuga” y sus composiciones, por ejemplo, apuntaban a las constelaciones, las fases lunares, composiciones musicales, cálculos matemáticos precisos, emociones y formas.

“Puntos”

“Puntos” es una de las obras más conocidas de Vasili Kandinski. Creada en el año 1920 en este óleo se observan diferentes puntos, de diversos tamaños y colores, dispersos a lo largo de toda la obra. De claro corte abstracto, típico de su última etapa pictórica. A diferencia que, en otras obras, en esta pintura Kandinski improvisó totalmente. Los puntos, de colores fuertes e intensos, apuntan a evocar diversas emociones y ritmos musicales. Generan en el espectador una sensación hipnótica, relajante y que lleva al análisis de las partes. Esta obra hoy puede ser disfrutada en la meca del arte moderno, el Museo Guggenheim de Nueva York.

“Cielo Azul”

“Cielo Azul” es un óleo del año 1940 que nos habla de otro período del artista. Si bien se mantiene siempre en los limites de lo abstracto, en esta obra Wassily Kandinsky nos muestra un cambio. Las figuras se observan menos cerradas y duras. Los limites se vuelven un poco mas difusos y los colores fuertes se entremezclan con los pasteles. Pero aquí, sobre todo, el cambio tiene que ver con que las formas ya no son geométricas, sino que son antropomórficas. Asemejan a pequeños microorganismos dispersos, partículas que se expanden hasta el infinito. Por momentos parece un cielo y por otros parece un mar. Coloridas, en movimientos y dispersas estas figuras se mueven en un fondo azul. Esta obra se encuentra preservada en Francia, en el Museo Pompidou de París.

“Fuga”

En “Fuga”, óleo sobre lienzo preservado hoy en Basilea, Suiza, fue realizada en el año 1914 por Vasili Kandinski. En una evolución constante y abierto a la improvisación, a las emociones y a la música, todo en este cuadro es una sensación. Desde la quietud inferior hasta el juego de fuerzas que se entreteje a partir de las líneas blancas que confluyen. Los ocres, azules, amarillos, morados y otros colores se entremezclan en formas cerrada y difusas a la vez. 

“Puntos”, “Cielo azul” y “Fuga” son definitivamente tres maravillosas obras de arte con el sello Kandinski. Este artista ruso murió en el año 1944 en París e influyó enormemente en la pintura y la concepción del arte abstracto. Pero sus estudios sobre el arte y su relación con la música y las matemáticas también hicieron que fuera un pensador influyente en cómo se concebía la música, la improvisación y los ritmos. Un antecedente del arte moderno de color, de la impresión y de la subjetividad en el arte.

You May Also Like

More From Author